El abrazo debería ser recetado por los médicos pues hay un poder curativo en el que aún desconocemos. 
El abrazo cura el odio, los resentimientos y los malos entendidos.
El abrazo cura el cansancio y la tristeza.
Cuando abrazamos soltamos amarras, perdemos en instantes las cosas que nos han hecho perder la calma. 
El abrazo nos da la paz en el alma.
Cuando abrazamos dejamos de estar a la defensiva y permitimos que el otro se aproxime a nuestro corazón. Los brazos se abren y los corazones se acurrucan de una forma única.
No hay nada como un abrazo……

Un abrazo de: te amo.

Un abrazo de gracias por estar aquí.

Un abrazo de: ayúdame.

Un abrazo de hasta pronto.

Un abrazo de:  perdóname y de te perdono.

Un abrazo de:  cuanto te extrañe. 

ABRAZOS…..

Cuando abrazamos somo más de dos, somos familia, somos accesibles, somos sueños posibles.

El abrazo debería, si, ser recetado por los médicos. Pues rejuvenece el alma y el cuerpo. 

Por eso hoy aunque sea con un texto te envió mi abrazo

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *